Instituto de educación secundaria cavaleri

Álbum Nathan

Nacido en Syracuse, Nueva York, Cavaleri tenía 6 meses cuando él y sus padres se trasladaron a California. Como actor infantil, consiguió papeles en series de televisión de la década de 1960 como Thriller de Boris Karloff, Dennis the Menace, Going My Way, Combat y un memorable episodio de 1962 de Alfred Hitchcock Presents titulado “Los niños de Alda Nuova”, en el que el actor Jack Carson interpretaba a un gángster americano escondido en Roma que se ve amenazado por un grupo de adolescentes.

Cavaleri tuvo varios papeles pequeños en los años setenta, como en la serie de televisión Bracken’s World y en la película policíaca de Tony Curtis Lepke, de 1975, pero a principios de los ochenta se había convertido en agente de talentos. Su agencia, Cavaleri & Associates, representaba a actores, directores, guionistas y otros talentos.

En 2009, Cavaleri fue productor de la película The Hitmen Diaries: Charlie Valentine, protagonizada por Michael Weatherly, Tom Berenger, Raymond J. Berry y Steven Bauer, entre otros. También enseñó arte dramático en su alma máter, el instituto Alemany, y en la Universidad Estatal de California, Northridge. Fundó dos grupos de teatro en Los Ángeles, el Cheherazade Ensemble y el Camille Ensemble.

Vocalista de Blind Melon

Nathan Cavaleri (nacido el 18 de junio de 1982) es un cantautor y guitarrista australiano de blues rock, y antiguo actor infantil. Ha publicado dos álbumes en solitario, Jammin’ with the Cats (1993) y Nathan (1994). Ha formado parte de varios grupos, como Dirty Skanks (2003-10) y Nat Col and the Kings (2010-2012). A los seis años, a Cavaleri le diagnosticaron leucemia y ha estado en remisión desde los 13 años. Como actor infantil apareció en la película estadounidense Camp Nowhere (1994) y protagonizó Paws (1997).

Nathan Cavaleri nació el 18 de junio de 1982 y creció en Ruse, Nueva Gales del Sur.[1] Su padre, Frank Cavaleri, era albañil y guitarrista a tiempo parcial; su madre es Joanne, y la pareja también tiene un hijo menor.[1] Cavaleri empezó a tocar la guitarra a los cinco años;[2] comenzó utilizando una guitarra de tamaño normal con un mástil afeitado, que hacía para acomodar sus manos más pequeñas.[3]

A los seis años le diagnosticaron leucemia; siguió tocando la guitarra para distraerse de la enfermedad[2][4]. Recibió tratamiento de quimioterapia y, en mayo de 1993, estaba en remisión. [Pidió a la filial australiana de la organización benéfica Starlight Children’s Foundation que cumpliera su deseo: a los nueve años tocó con Mark Knopfler, quien describió la forma de tocar de Cavaleri como “increíble”[2][4]. Knopfler también donó una placa de oro concedida a su grupo, Dire Straits, por su álbum Brothers in Arms (1985)[1].

Joe cavaleri músico

Cuando me pongo delante de un trozo de piedra o de madera, su constitución -forma, consistencia, color- me permite visualizar un tema que está ahí para ser revelado. No hago que el material se adapte a una idea, sino que dejo que la idea surja del material.

Para mí, el oficio de escultor consiste en revelar lo que ya existe sin perder la integridad del material. La talla directa es para mí la forma más directa de revelar ideas. La talla directa manual me permite ralentizar este proceso de revelación para liberarme a la hora de expresar una idea. No estoy copiando una idea ya creada para transferirla a la piedra o a la madera, sino permitiendo que un tema sea lo que el proceso le permite ser. Así, la representación habla más directamente a las personas sin intérpretes.

Para mí, la representación humana nos une a todos, ya que refleja nuestro viaje mortal, nos da un sentido de pertenencia en relación con nuestro cosmos y nos conecta con las luchas y celebraciones de la vida. Es una forma directa de reflexionar sobre nuestra mortalidad y lo que hay más allá, por lo que proporciona continuidad entre nuestro pasado, presente y futuro.

Guitarrista australiano

El público de Nathan Cavaleri en el Adelaide Fringe esperaba con impaciencia escuchar las primeras notas de su Gibson negra. El músico de Sydney presentaba su primer disco en solitario, titulado Demons, en más de 25 años, desde que fichó por la discográfica de Michael Jackson, MJJ Records, en 1994.

Cavaleri saltó al estrellato en la década de 1990, antes incluso de ser un adolescente, mientras recibía tratamiento contra la leucemia. A los 13 años, hizo una gira por EE.UU. con BB King y apareció en televisión en Australia y EE.UU. tocando la guitarra con una maestría que superaba con creces su edad.

Jewell salió primero al escenario, tocando una melódica introducción mientras Cavaleri entraba entre aplausos para unirse a la canción. Sin embargo, no había nada: el amplificador se había estropeado a pesar de haber funcionado perfectamente en la prueba de sonido, por lo que tuvo que bromear con el público mientras Jewell arreglaba algunos problemas del backline.

Haciendo gala de su actitud genial y segura a la vez, Cavaleri bromeó diciendo que, justo antes de embarcar en su avión hacia Adelaida, su padre le preguntó por qué no viajaba con un amplificador de reserva. Disfrutando del intercambio con el público, no dio muestras de su lucha contra la salud mental, que le llevó a sufrir intensos ataques de pánico con sólo pensar en subirse al escenario, una batalla personal que obligó al músico australiano, descrito en su día por BB King como “el futuro del blues”, a dejar de actuar.

Entradas creadas 3634

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba