Instituto angel sanz briz

Ángel sanz briz historia

La Embajada de España en Budapest celebró este jueves dos actos para conmemorar la heroica actuación del diplomático español Ángel Sanz Briz durante la Segunda Guerra Mundial: el descubrimiento de una placa y la plantación de un árbol en su memoria en la capital húngara.

En 2020 se cumple el 110º aniversario del nacimiento y el 40º de la muerte de Ángel Sanz Briz, diplomático español que salvó a más de 5.200 judíos húngaros durante la Segunda Guerra Mundial en Budapest. Este año también se cumple el 75º aniversario del final de la Guerra.

La Embajadora de España en Hungría, Anunciada Fernández de Córdova -junto con el alcalde del Distrito 13, József Tóth- inauguró una placa conmemorativa de Ángel Sanz Briz frente a la casa de la calle Pannónia 48, que estuvo bajo protección española durante la Segunda Guerra Mundial.

Más tarde, el Embajador se unió al alcalde del Distrito 3 de la capital, László Kiss, para plantar un árbol con motivo del Día de Ángel Sanz Briz junto al monumento de la avenida que lleva el nombre del diplomático español.

Cuándo nació ángel sanz briz

El joven diplomático Ángel Sanz Briz se quedó en Budapest al frente de la legación española en Hungría. Conmovido por la desesperada situación de los judíos, se dedicó a ayudar a todos los que pudo y, gracias a su heroísmo y determinación, logró salvar a unos 5.000 de una muerte segura.

Los 200.000 que aún quedaban en la capital pronto fueron agrupados en condiciones espantosas en el gueto de Budapest. Fue en el otoño de 1944 -tras duras negociaciones con el Partido de la Cruz Flechada, el partido nazi húngaro que por entonces dirigía el Gobierno de Unidad Nacional del país- cuando Sanz Briz comenzó a expedir a los judíos pasaportes españoles y salvoconductos diplomáticos. Haciendo gala de una enorme astucia y nervios de acero, difundió la historia de que muchos de ellos eran judíos sefardíes de origen español, convenciendo a los húngaros de que autorizaran primero 100 y luego 300 pasaportes.

Además, con la ayuda del personal húngaro que trabajaba en la legación española, cada pasaporte se convirtió en un documento que garantizaba el paso seguro no sólo de una persona, sino de toda una familia, multiplicando así el número de personas a las que se ayudaba. Al mismo tiempo, e incumpliendo su condición de diplomático, Sanz Briz también comenzó a esconder judíos en los locales de la legación e incluso en su propia residencia privada.

Citas de Ángel sanz briz

Ángel Sanz Briz (28 de septiembre de 1910 – 11 de junio de 1980) fue un diplomático español que sirvió bajo la España franquista durante la Segunda Guerra Mundial. Salvó la vida de unos cinco mil judíos húngaros de la deportación a Auschwitz.[1][2] A veces se hace referencia a Sanz Briz como “el ángel de Budapest”.[3][4][5]

Entre junio y diciembre de 1944 -noviembre, según Giorgio Perlasca[10]-, él y sus ayudantes expidieron papeles españoles falsos a 5.200 judíos, salvándolos de la deportación a los campos de concentración[3][11]. Inicialmente recibió autorización para proporcionar papeles a 200 judíos, y continuó ampliando esta cantidad hasta llegar a los 5.200.[12] En algunos casos, adquirió casas en Budapest a su costa para dar cobijo a los refugiados, lo que supuso la diferencia entre la vida y la muerte para esos judíos[12].

Convenció a las autoridades húngaras de que España, bajo el dictador Miguel Primo de Rivera, había concedido la ciudadanía española a los descendientes de los judíos sefardíes expulsados de España en 1492. Primo de Rivera había emitido dicho decreto el 20 de diciembre de 1924, pero había sido anulado en 1930, hecho que las autoridades húngaras desconocían. Sanz Briz informó diligentemente al Ministerio de Asuntos Exteriores español de sus acciones, que no fueron ni prohibidas ni alentadas por Madrid[13].

Qué hizo ángel sanz briz

Con motivo del Día de Ángel Sanz Briz, junto al monumento de la Avenida que lleva el nombre del diplomático español que salvó la vida de miles de judíos en Hungría durante la Segunda Guerra Mundial, la embajadora de España en Hungría, Anunciada Fernández de Córdova, y el alcalde del Distrito 3 de Budapest, László Kiss, proyectaron un árbol para recordarle, así como a las víctimas y supervivientes del Holocausto.

Ángel Sanz Briz fue testigo del inicio de las deportaciones en 1944 como encargado de negocios de la embajada española en Budapest. El joven diplomático, al igual que el sueco Raoul Wallenberg, dedicó sus esfuerzos a salvar el mayor número de vidas posible. De hecho, consiguió salvar a más de 5.200 judíos húngaros de la deportación en ese año.

En su discurso, la embajadora Anunciada Fernández de Córdova dijo que “siempre es un placer ver aquí a las generaciones más jóvenes, porque en el mundo actual, dominado por Instagram y Tiktok, que es sobre todo de apariencias, los valores humanos de solidaridad, humanidad y voluntad de ayuda, de los que Sanz Briz es un buen ejemplo, espero que sean un modelo para la generación que viene después de nosotros.”

Entradas creadas 3380

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba